Dificultad: Baja.
Tipo de ruta: De ida y vuelta.
Caminando (1 h 40 min): Bonito paseo escapando de la parte más turística de La Graciosa.
Corriendo (45 min): Entrenamiento en suelo firme, con una parte técnica al final.
septiembre 16, 2018
  • Distancia 8.57 km
  • Tiempo 45 min
  • Velocidad 9.0 km/h
  • Min. Elevación 0 m
  • Max. Altura 19 m
  • Desnivel + 386 m
  • Desnivel - 386 m
  • Distance Instructions
Label

La ruta: Suelo firme y diversión en otro clásico de La Graciosa.

Junto con la ruta a Montaña Amarilla, aquí tenemos otro de los senderos clásicos para los corredores que pasan un par de días en La Graciosa. En esta ocasión, saldremos de Caleta de Sebo hacia el norte y llegaremos al pueblo (casi deshabitado) de Pedro Barba, desde donde emprenderemos el regreso. Una posible variación, bastante más larga, es usar como camino de retorno la pista a través de la ladera de Las Agujas, que es la usada por los vehículos cuando unen las dos localidades.

Esta ruta es solo ligeramente más larga que la ruta sur y la mayor parte es sencilla, aunque conviene tener precaución en una zona de pequeños acantilados cerca ya de Pedro Barba, donde cualquier resbalón puede suponer una caída de varios metros. Como solemos decir, siempre es mejor correr acompañados y, en cualquier caso, informar a alguien cercano del recorrido que vamos a realizar.

Respecto a la orientación, encontraremos el comienzo del sendero en el extremo norte de Caleta de Sebo, y es realmente imposible perderse, ya que está perfectamente señalizado con piedras y está además balizado con postes numerados de madera. En caso de duda, solo tenemos que buscar estos postes. Más de la mitad de la ruta es llana y de arena compactada, perfecta para correr. La sección rocosa y más irregular es la última antes de Pedro Barba. Al final nos espera uno de los caseríos más bonitos de todas las Islas Canarias.

Lo mejor: Las vistas sobre el acantilado de Famara.
Rutas cercanas: La Graciosa sur.

 

Foto: Víctor Hernández [instagram.com/victorhdl]